¡El Atlas está ya en acción! (Más sobre el LHC)

Ya está en preparación la primera colisión del gran detector del LHC: el ATLAS (A Toroidal LHC ApparatuS).

Ha comenzado a funcionar las 24 horas al día, 7 días a la semana. Ha estado en prueba de arranque durante los 3 últimos días. La sala de control está a plena actividad (ver foto de la webcam de esta misma tarde), y todo el equipo está a pleno rendimiento para asegurarse de que están listos (esperemos que en un mes) para el primer haz y, a continuación, las colisiones de protones en el LHC.

Lo que están preparando en estos días es el registro de datos sobre los muones creados en colisiones de rayos cósmicos en la atmósfera, como estudios previos para lo que desencadenará en el interior del LHC.

El ATLAS es uno de los cinco detectores de partículas (junto al ALICE, CMS, TOTEM y LHCb) del LHC, pesa unas 7.000 Tm. y tiene un tamaño aproximado de 25×45 metros (Siempre me ha parecido increíble la enorme maquinaria que hay que utilizar, para explorar el mundo más íntimo de la materia. Cosas del Principio de Incertidumbre de Heisenberg).

¿Para qué sirve el ATLAS?

El ATLAS es un detector multipropósito. Cuando los haces de protones producidos por el acelerador interactúen en el centro del detector, se producirán una serie de partículas con un amplio rango de energías. Más que centrarse en un determinado tipo de partículas, el ATLAS se ha diseñado para que mida el mayor intervalo posible de energías. Se pretende que, sea cual sea el proceso producido o las partículas generadas, el ATLAS sea capaz de detectarlas y medir sus propiedades. Es el resultado de la fusión de varios tipos de detectores que fueron utilizados hasta mediados de los 90 en el CERN, dando paso al actual sistema de detección toroidal que representa el ATLAS.

Del ATLAS se espera que investigue los nuevos tipos de partículas que puedan ser detectados en las colisiones de alta energía del LHC. Algunas de ellas supondrán la confirmación o no del Modelo Estándar, mientras que otras pueden dar lugar a nuevas teorías, y esta es una de las grandes apuestas de este experimento que tiene un gran porvenir en el mundo de la ciencia. (Si quieres más información sobre el LHC, puedes leer mis anteriores posts al respecto en este blog).

Os dejo con la foto de la Sala de Control del CERN:

sala atlas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.