Un comienzo posdemocrático: los partidos. Bienvenida la Democracia 2.0

En esta sociedad líquida en la que transitamos, en la que tan difícil es gestionar nuestras vidas, debido a una alta gestión de incertidumbre en las decisiones que hemos de tomar, tanto en las individuales como en las colectivas; y en donde las fronteras no son claras, ni a veces fácilmente transitables (casi siempre lo contrario), hay una institución en nuestras democracias que ha caído presa de sí misma y de sus propias debilidades sistémicas: el partido político. Pero no podemos olvidar que el partido político es el pilar de nuestras imperfectas democracias. Sin los partidos políticos u organizaciones similares, […]