Violeta: Un color para el cambio ciudadano 2.0

Preocupante, es como mínimo el adjetivo calificativo, que se puede asociar a la situación institucional por la que atraviesa Italia. La aparente descomposición de la democracia italiana, hemos de verla con preocupación, ya nopesci sólo por ser un país representativo de Europa, si no por la ola desencadenante que tendría tanto en la Unión política, como económica de la UE, el hundimiento institucional de su sistema político.

Y es que el riesgo de una nueva Tangentópolis, tal como acabó con la antigua partitocracia liderada por la DC y el PSI, y que dio origen a la Berlusconimanía (en torno a Forza Italia), por no hablar del invento de la Padania (muy espoleado por el fracaso institucional del Estado y el oportunismo y populismo político de la Liga Norte) y de la refundación del PCI en eso que se llamó el Olivo. Todo ello da signos aparentes de estar muy cerca de ocurrir de nuevo.

Y que ocurra de nuevo, con esa aparente sensación de que la división de poderes en Italia se está esfumando, por no hablar de que el 4º Poder está ya en manos del Poder, léase Silvio Berlusconi, y esto es muy peligroso; para Italia y para Europa.

Ya no sólo por los ¿valores? que representa el huésped del Palazzo Chigi, si no por la ruptura social que está provocando al diferenciar a los ciudadanos italianos entre fans y enemigos; y esto es lo verdaderamente peligroso.

Pero afortunadamente la sociedad italiana reacciona, toda vez que ve amenazada la reputación institucional de su país y en estos momentos se está larvando un movimiento amparado en Facebook, llamado el Popolo Viola (Pueblo Violeta). En el día de hoy, son ya más de 230.000 seguidores los que secundan este movimiento. Movimiento que articula las necesidades de expresión política, de una ciudadanía que se siente abandonada por sus representantes públicos, que no encuentra una oposición política realmente articulada que haga frente a los desmanes de Il Cavaliere. Esta oleada de esperanza ciudadana nació en diciembre pasado, y ha tomado cuerpo (es decir alcance mediático) cuando se han activado sus miembros desde el 5 de marzo para protestar en la calle contra el intento de “pucherazo” del gobierno italiano mediante el decreto “salvalistas” que favorece al PDL, echando por tierra la decisión de los jueces.

Me pregunto qué hubiera dicho Europa si esto hubiera ocurrido en un país de la esfera de influencia de la UE, las declaraciones y llamamientos a respetar el entorno constitucional hubieran sido clamorosas. Pero para Italia popoloviolaesto no vale, y lo peor es que es un ejemplo para que otros sigan esta pauta (espero equivocarme). Los canales institucionales de la UE y especialmente el Parlamento Europeo, deberían ser garantes de nuestros derechos ciudadanos, sin tener en cuenta equilibrios, ni fuerzas individuales en el seno de la Unión.

Sólo así sentiremos que estamos construyendo una Europa de los Ciudadanos.

En Italia nace un movimiento ciudadano, libre y no atado a los viejos dogmas del poder institucional italiano (partidos e iglesia). Tras la revolución verde iraní, viviremos el nacimiento del movimiento ciudadano violeta, el sueño de un conjunto de ciudadanos y ciudadanos en defensa de la democracia y gracias a los canales 2.0. Estaremos expectantes…

2 thoughts on “Violeta: Un color para el cambio ciudadano 2.0

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.