Blockchain: el inicio

Puede que el título parezca una boutade, pero ni es mi pretensión ni lo parece, créanme. Desde que Satoshi Nakamoto (o quien quiera que sea), desplegó en 2008 su astuto código, para poner en marcha el Bitcoin y desafiar el elemento base de nuestro sistema socioeconómico: el dinero fiat; muchas cosas han pasado, están pasando y pasarán.

Fuente:https://www.adslzone.net/reportajes/blockchain-que-es

La tecnología de la “cadena de bloques”, un sistema de registro único distribuido por la red en nodos de iguales, que está llamado a revolucionar los sistemas políticos, sociales y económicos; está aún en su fase embrionaria.

Pero lejos de ser un hype, ha llegado el momento para que el Blockchain comience a desplegar su potencial. Siguiendo la estela de lo que William Mougayar defiende, yo también estoy convencido de que entre 2019 y 2021 vamos a ver aparecer una burbuja de usos diversos que definirá el uso de la principal DLT en la próxima década. Y en esa burbuja habrá muchos pinchazos (la mayoría), determinados por la prisa y la explotación de la oportunidad y también por un uso torticero de las posibilidades que ofrece esta tecnología. Están avisados de antemano.

A la espera del despliegue del 5G y del Internet de las Cosas (y quizá del ordenador cuántico de IBM), la tecnología y los cambios que provoca están todavía por llegar.

De momento, el Blockchain sigue estando muy asociado a su producto más famoso: el Bitcoin, y el desarrollo de su tecnología está siendo demasiado orientado al despliegue de soluciones Fintech (la codicia humana, ese gran motor del cambio) y las que emergerán ahora en el sector Insurtech.

Pero la verdad es que apenas hemos comenzado a visualizar el verdadero potencial de una tecnología que basa su potencial en su fortaleza criptográfica, es decir su seguridad; desarrollar un modelo de transparencia de los procesos y la inalterabilidad de los mismos.

Podemos hablar a día de hoy de 7 clases claras de aplicaciones del Blockchain:

  1. Como criptomoneda: bitcoin, ether, monero, etc.;
  2. Como arquitectura subyacente para su desarrollo: Ethereum, Tangle, etc.;
  3. Servicios financieros: como los que la banca ya está desarrollando;
  4. Marcos para desarrollos de nodos en cloud del tipo proof-as-a-service;
  5. Gestión de la identidad digital y sistemas de identificación;
  6. Gestión de sistemas de gobernanza; y
  7. Gestión de la propiedad de bienes y derechos de uso.

Estos modelos de uso de la tecnología Blockchain, son solo el comienzo de una avalancha de dApps futura, patrones de gestión y cambios de organización de las instituciones y organizaciones, que apenas comenzamos a percibir.

En próximas entradas, iré hablando de ello. Y en especial de mi investigación en entornos de eDemocracia, eParticipación y TecnoGobernanza.

¿Conversamos?

1 thought on “Blockchain: el inicio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.